alt
Volver
Noticias
<b>Cómo entender la obra de Petrit Halilaj, el artista que celebra la libertad y el amor</b>

Cómo entender la obra de Petrit Halilaj, el artista que celebra la libertad y el amor

Te damos pistas para comprender la simbología que se esconde detrás de las flores, ramas y pájaros que habitarán el Palacio de Cristal hasta febrero de 2021.

El Museo Reina Sofía ha retomado su programa de exposiciones temporales después del confinamiento e inaugura la primera muestra postcovid en una de sus sedes, el Palacio de Cristal de El Retiro. A un cuervo y los huracanes que, desde lugares desconocidos, traen de vuelta olores de humanos enamorados es la instalación de Petrit Halilaj abierta al público desde el 17 de julio. En ella cuestiona las estructuras en las que vivimos, los afectos y nuestra relación con la naturaleza, todos ellos en proceso de transformación después de la pandemia.  

A continuación te damos cinco claves para entender la obra de Petrit Halilaj:
 
1. El paradigma europeo y la identidad cultural. Nacido en 1986 en Kostërrc, Skenderaj, República de Kosovo —un estado independiente no reconocido por algunos países europeos (entre ellos España)—, tuvo que huir de la guerra y vivió como refugiado en Italia y Albania. A los 24 años estableció su residencia en Berlín, donde vive actualmente.  Durante este periodo de su vida, Halilaj comprendió que la idea de nación es algo completamente subjetivo y, desde entonces, los conceptos de movimiento, libertad o identidad están presentes en su discurso a través de piezas que ya han sido exhibidas en la Bienal de Venecia, el New Museum de Nueva York, o la Fundación Merz de Turín.

2. Las aves migratorias y la libertad. Los pájaros como metáfora de libertad son motivo recurrente en su trabajo. En su intervención en el Palacio de Cristal ha convertido el espacio en un gigantesco nido; incluso se han abierto varias ventanas —algo que no ocurre casi nunca— y se han dispuesto comederos para atraer aves. Una de las referencias de Halilaj a la hora de preparar esta propuesta fue el ritual de apareamiento de los bowerbirds o pájaro arquitecto, especie conocida por su extraordinario ritual de cortejo, en el que los machos construyen elaboradas estructuras para atraer a las hembras con palos y objetos de colores como conchas, flores, plumas, piedras, hojas... Su experiencia como migrante le llevó a interesarse por los pájaros, animales que son capaces de recorrer cientos de kilómetros  atravesando fronteras en total libertad. Esta curiosidad le llevó a visitar el Center for Migratory Birds de Washington, donde se interesó por las investigaciones que se realizan sobre los movimientos migratorios de determinadas especies en todo el globo. La conexión con su biografía estaba clara. Para él, son una metáfora de la libertad, esa libertad por la que lleva luchando toda su vida. 

3. Las flores y el amor. Las otras grandes protagonistas de A un cuervo y los huracanes que, desde lugares desconocidos, traen de vuelta olores de humanos enamorados son las enormes flores de  lienzo pintado junto al artista Álvaro Urbano, pareja de Halilaj, quien precisamente expone actualmente en La Casa Encendida. La elección de las flores tiene que ver con el vínculo que le une a Urbano: las flores de cerezo simbolizan su amor, pero también hay amapolas, claveles y  lirios, que han formado parte de momentos importantes de su vida y sus relaciones. Para Halilaj, el Palacio de Cristal es “como un lugar de celebración del amor. En origen, este proyecto incluía una performance simbólica simulando una unión matrimonial entre Álvaro y yo”. Si las condiciones sanitarias lo permiten, quizá podamos disfrutar de esta acción en los próximos meses. 

4. La familia y el hogar.  Sobre este asunto, el director del Museo Reina Sofía, Manuel Borja-Villel, nos comentó en la presentación que “Petrit tiene dos familias, la kosovar y la italiana, que lo acogió desde los 18 a los 24 años. Hace tejidos con su madre kosovar. Mientras ella teje, le va contando la historia de su familia. Y así va recuperando esta historia que no conoce”. En efecto, las relaciones familiares tienen una presencia constante en la obra de Halilaj, y no solo a nivel formal. History of a Hug (“Historia de un abrazo”) es otra de las obras presentes en la exposición, un cuervo blanco antropomórfico que sostiene un trozo de madera. Para ella se inspiró en su propia historia familiar. Le contaron que su abuelo, que trabajaba en el campo, sostenía un tronco cuando supo que su esposa había dado a luz a su primer hijo: “No estaba bien visto que un hombre expresara en público las emociones, así que se aferró a ese trozo de madera y lo abrazó tan fuerte que podría haberlo partido”. 

5. Su lucha y su relación con España. En un país azotado por la guerra, Petrit Halilaj pensaba que el amor o la libertad que da vivir sin enemigos eran lujos que no se podía permitir. El hecho de vivir en otros países, fuera de su Kosovo natal, le hizo mantener otra lucha, esta vez interior, por defender su homosexualidad. “El amor no reconocido por mi familia es el punto de partida de la exposición —nos explicó— pero yo he querido transformar eso en una celebración del amor y de la vida”. Curiosamente, mantiene una relación especial con el Palacio de Cristal ya que, hace años, fue la primera sala de exposiciones que visitó en Madrid con su pareja. Según Halilaj, “este es un lugar increíble, pero bastante difícil para trabajar.  Yo veo el Palacio de Cristal como una plaza abierta donde la gente está invitada a transitar libremente. Me gusta concebir mis exposiciones como espacios públicos”. Para este proyecto, ha investigado a fondo los orígenes del Pabellón, que se remontan a 1887, y los ha vinculado con los temas habituales en su obra, como los de hogar, nación, amor e identidad cultural. En Here to remind you (“Aquí para recordarte”), otra de las obras presentes, Petrit ha colocado dos grandes patas de pájaro de metal a escala monumental que se entrelazan, simulando dos personalidades unidas por el deseo de libertad y el amor a la (propia) naturaleza.
 

 

Prepara tu visita

Petrit Halilaj

A un cuervo y los huracanes que, desde lugares desconocidos, traen de vuelta olores de humanos enamorados

17 julio, 2020 - 28 febrero, 2021 / Palacio de Cristal, Parque del Retiro
Horario: Abril - septiembre 10:00 - 22:00 h (acceso hasta 15 minutos antes del cierre)
Entrada gratuita

*El Palacio de Cristal podría permanecer cerrado los días de lluvia debido a las características del edificio.

Siguiendo lo establecido por las autoridades competentes para la aplicación del “Plan para la transición hacia la nueva normalidad”, se han adoptado las medidas necesarias para garantizar la seguridad de cada uno de nuestros visitantes y del personal del Museo.

Para que la visita sea segura les pedimos que sigan en todo momento las indicaciones del personal del Museo y que tengan en cuenta las siguientes medidas:

ANTES DE LA VISITA
  • Si tiene síntomas (fiebre, tos o dificultad para respirar) quédese en casa.
  • Es obligatorio el uso de mascarillas.
  • La visita al museo es para visitantes individuales o grupos familiares (hasta seis personas como máximo.
DURANTE LA VISITA
  • Para garantizar las medidas de seguridad y evitar aglomeraciones, el aforo del museo se ha reducido considerablemente. 
  • Es posible que se produzcan esperas en la entrada al Museo y antes de acceder a espacios reducidos. Por favor, tengan paciencia y sigan en todo momento las indicaciones del personal de sala.
  • El uso de mascarillas es obligatorio en todo el recinto del museo.
  • Mantenga la distancia de 2 m de seguridad interpersonal.
  • Evite tocar superficies y lávese las manos con frecuencia. Use los dispensadores dispuestos en el Museo.
  • Al toser o estornudar, utilice un papel desechable para ponerse delante o hágalo poniendo el codo delante. Evite tocarse la cara.
  • Utilice las papeleras para tirar pañuelos y otros objetos.